Probaron con éxito un auto volador en Japón

El auto volador de la compañía NEC realizó en las afueras de Tokio un vuelo de prueba de aproximadamente un minuto y ha sido muy positivo.

Hace unos años, un proyecto semejante podría parecer una quimera o un exceso de futurismo. Pero con la evolución tecnológica parece ser que comienza a sr una realidad. En el camino de nuevos sistemas de movilidad, Japón continua con su apuesta por los autos voladores. Si a principios de año se habló del proyecto Skydriver, ahora es la empresa tecnológica NEC y su división en aquel país la que ha presentado esta propuesta.

Según reveló la agencia de noticias AP el auto volador de NEC ha realizado un vuelo de prueba de aproximadamente un minuto y ha sido muy positivo.

El ascenso culminó con éxito y el vehículo alcanzó los tres metros de altura. Como medida de seguridad esta primera prueba se realizó en un recinto cerrado, con el auto dentro de una especie de jaula, en las instalaciones de la empresa tecnológica a las afueras de Tokio. En una primera fase este vehículo se utilizará para realizar entregas de logística, si bien el objetivo es realizar vuelos tripulados.

Al evento de presentación acudió multitud de prensa del país y representantes del Gobierno que han fijado como fecha clave la década de los 2030 para su expansión por las calles de la ciudad e incluso el objetivo es que se pueda conectar la capital con las diferentes islas relativamente cercanas. Además, el Gobierno japonés ha habilitado una zona próxima a Fukushima para las futuras pruebas con este tipo de vehículos.

Si bien en esta ocasión el vuelo de exhibición ha sido un éxito, no siempre fue así, dado que un automóvil volador de la startup japonesa Cartivator se estrelló en un 2017 en un evento de presentación.

Despegue vertical

Actualmente los principales desafíos que se plantean para este tipo de vehículos son la duración de las baterías, la necesidad de una normativa específica que regule su utilización y las cuestiones relacionadas con la seguridad.

Hasta la fecha todos los automóviles voladores que se han visto se basan en al tecnología empleada en los drones pero a más escala. Una de las claves es el despegue vertical, similar al que realizan los helicópteros, pero con la ventaja que este tipo de vehículos, previsiblemente, tendrán un menor mantenimiento, ausencia de ruido y facilidad para su manejo.

Además de Japón, otros país que ha mostrado su interés por los automóviles voladores es Estados Unidos, con Uber Air como empresa destacada que ya está planeando vuelos de demostración en 2020 y operaciones comerciales en 2023. Las ciudades elegidas para su puesta en funcionamiento han sido Dallas, Los Ángeles y Melbourne.

 

En Europa también hay algunos proyectos en este sentido, con la presentación en varios salones del automóvil de propuestas más o menos viables.