El Aston Martín Rapide E giró en las calles de Mónaco

En las calles del principado giró por primera vez al Aston Martin Rapide E, es el primer modelo cien por cien eléctrico de la firma británica.

Este revolucionario auto deportivo ejecutivo de la marca británica en versión 100% eléctrica hizo su debut dinámico en el circuito de Mónaco, uno de los más históricos de la Fórmula 1, ideal para el estreno más relevante de una de las marcas más prestigiosas de la historia automotriz.

El Rapide E es impulsado por una batería de 800 V empaquetada en fibra de carbono y Kevlar, con una salida de 65 kWh, utilizando más de 5,600 celdas cilíndricas de ion-litio. Dicha batería ocupa el lugar de la transmisión y el tanque de combustible del Rapide V12, incrementando la capacidad de carga rápida, balanceando la distribución de peso y mejorando la capacidad térmica del sistema.

Para el desarrollo de este modelo, Aston Martin ha recibido la ayuda de otra potente empresa británica: Williams Advanced Engineering.

Fue el piloto ganador de las 24 Horas de Le Mans, Darren Turner, quien le dio con el pie a fondo al Rapide E para lucirlo ante el público europeo, poco después de su debut mundial en Shanghai, el mes pasado.

Su producción inicia en el último trimestre de este año, con una tirada limitada de 155 unidades. Las primeras entregas llegarán en el año 2020, dejando la puerta abierta para ediciones posteriores. Más adelante,  se darán a conocer sus especificaciones dinámicas.

Aston Martin